Sigamos con los protocolos de alerta máxima: Luis Núñez Noriega

Comunicado de Prensa
No. 0720122
Sigamos con los protocolos de alerta máxima: Luis Núñez Noriega

 

 


• Reiteró llamado a seguir actuando como si estuviéramos en rojo, para no disparar los contagios

Hermosillo, Sonora, julio 21 de 2020. En estos momentos, el índice de contagios y fallecimientos por Covid-19 en Sonora no permiten bajar la guardia, por lo que hay que mantener cuidados extremos, seguir actuando como si estuviésemos en rojo, si no queremos que los enfermos y los decesos por esta pandemia se eleven, como ha ocurrido en otros estados, que de estar en naranja han tenido que regresar al rojo y cerrar de nuevo los establecimientos que abrieron parcialmente con el cambio de color, destacó Luis Núñez Noriega.

El vocero del Plan para la Reactivación Económica para Sonora, en su mensaje en transmisión en vivo recordó el llamado que tanto la gobernadora Claudia Pavlovich Arellano, como el secretario de Salud, Enrique Clausen Iberri, han hecho para actuar con responsabilidad y prudencia, pues a pesar del cambio de luz en el semáforo nacional, no hay condiciones para bajar la guardia, al contrario, relajar las medidas solo retrasaría la salida de esta etapa crítica de contagios y fallecimientos.

“Es preciso dejar muy claro que el color naranja no es amarillo ni es verde, y en la categorización del Gobierno Federal el color naranja se traduce como riesgo alto; tengamos claro que el naranja tiene más de rojo que de amarillo, y no tiene nada de verde. Estamos en riesgo alto”, aclaró.

El también coordinador de Fomento al Turismo indicó que “en el ámbito local, se recomienda que nos mantengamos como si estuviéramos en semáforo rojo, porque no hay condiciones de salud para echar las campanas al vuelo”.

Es importante destacar, precisó, que los mercados y supermercados, así como las tiendas de autoservicio siguen con la instrucción de permitir el ingreso de una persona por familia y evitar la saturación al interior de los establecimientos; además, siguen suspendidos parques de diversiones, balnearios, ferias, centros nocturnos y salones de eventos y los juegos de deportes profesionales deberán ser a puerta cerrada y sin público.

El vocero del Plan para la Reactivación Económica para Sonora mencionó que algunos municipios ya han tomado decisiones referentes a esta pandemia (Hermosillo, Guaymas, Cajeme, Puerto Peñasco, entre otros), luego de que por acuerdo del Consejo Estatal de Salud Pública, tras recibir la petición de varios ayuntamientos, se determinó cederles y ampliarles las facultades sanitarias para decidir acciones con base al comportamiento de cada municipio.

“Los ayuntamientos también tienen participación activa, es decir, en su autonomía podrán emitir consideraciones sobre la conveniencia de abrir o no algunos espacios, dada la realidad que enfrente cada uno de ellos”, indicó.

Como lo ha pedido la gobernadora Pavlovich, apuntó, el semáforo revelado por la Secretaría de Salud federal, en lugar de ser un banderazo de salida para muchos, debe ser un llamado de alerta a endurecer las medidas de cuidado personal y comunitario.

“La gobernadora Claudia Pavlovich Arellano, el secretario de Economía, Jorge Vidal Ahumada, y el secretario de Salud, Enrique Clausen Iberri, han sido muy claros: la prioridad es la salud y la vida de todas y todos los sonorenses. Hay que redoblar esfuerzos para ir reactivando la economía sin echar abajo el excelente trabajo que el sector salud ha realizado, relajarnos y confiarnos solo provocaría más retrasos en la salida de esta etapa crítica”, comentó.

En este escenario de contingencia sanitaria, dijo, las empresas que podrían reaperturar, en este o en cualquier otro color, deben primero ingresar a la página nuevanormalidad.gob.mx, con la finalidad de realizar la autoevaluación de Protocolos de Seguridad Sanitaria, lo cual ya han hecho gran parte de los micro, pequeños, medianos y grandes empresarios de Sonora, que han tomado con suma responsabilidad el tema de la pandemia.

Núñez Noriega recordó que entre las medidas establecidas por el gobierno federal para el regreso a la llamada Nueva Normalidad, están: garantizar en los espacios laborales, sana distancia entre empleados y donde haya atención al público, también entre los clientes, cada persona debe permanecer a dos metros de los demás; asegurar condiciones para el lavado constante de manos, con agua y jabón, así como constante limpieza y desinfección de los espacios de trabajo y áreas comunes; colocación y operación de filtros sanitarios para detección de síntomas y toma de temperatura y de dispensadores de gel antibacterial.

A ello, dijo, deben sumar las que el Consejo Estatal de Salud adicionó para Sonora: las empresas que cuenten con más de 250 empleados deben hacer pruebas de Covid en una proporción del 5% de su planta laboral cada semana; los empleadores deberán asegurar el uso obligatorio del cubre bocas en sus trabajadores, desde el trayecto de sus hogares al centro de trabajo, durante la jornada laboral y de retorno a sus casas; en materia de transporte de personal, sólo se permitirá un aforo de 50% manteniendo la distancia adecuada, y los trabajadores con una condición vulnerable y adultos mayores permanecerán en sus casas.